San Petersburgo en un día: itinerario de visita

Visitar San Petersburgo en un día es algo bastante frecuente. Su puerto es uno de los más populares de Europa y es una parada casi imprescindible en cualquier crucero por el Norte de Europa. Así que ¿tienes una escala larga y no sabes que ver en San Petersburgo en un día? ¡No te preocupes! Aunque lo ideal sería dedicarle tres o cuatro a la segunda ciudad más importante de Rusia tras Moscú, si tienes poco tiempo puedes ver lo imprescindible. En este post te hemos preparado un itinerario para ver San Petersburgo en un día. Te contamos donde desayunar, comer y cenar y todas las paradas. ¡Solo preocúpate de disfrutar!

Si tienes más tiempo, te contamos 25 cosas que hacer en San Petersburgo para que puedas descubrir lo más bonito de la ciudad y sus alrededores.

Nuestro hotel en San Petersburgo
Si tienes pensado visitar San Petersburgo en un día y no vienes en crucero, te recomendamos dormir en el Hotel Corinthia Saint Petersburg. Fue nuestro hotel durante la estancia a San Petersburgo y estuvimos como reyes. En plena avenida Nevsky y cerca de todo. Muy recomendable

En el mapa encontrarás la ubicación de todas las paradas del itinerario por San Petersburgo en un día.

SAN PETERSBURGO EN UN DÍA: ITINERARIO DE VISITA

1. Desayunar en Pyshechnaya

No hay mejor forma para empezar este recorrido por San Petersburgo en un día que desayunando en este sitio. Ni Hermitage, ni Catedral de Kazán ni historias, esta pequeña cafetería es uno de los lugares más visitados de San Petersburgo. Vayas cuando vayas siempre habrá gente en la cola. Sirven los tradicionales donuts rusos. Una especie de rosquillas fritas muy ricas y económicas. ¡Los rusos se vuelven locos con ellas! Es una forma estupenda para desayunar probando algo tradicional además de barata ya que cada donut solo cuesta 15 rublos (0,20€).

Aconsejamos empezar este itinerario por San Petersburgo en un día sobre las 9:00h que es cuando abre el local. Además nos irá genial para preparar la siguiente parada.

San Petersburgo en un día
Los deliciosos donuts tradicionales

2. Visitar el Hermitage (si no tienes pensado hacer este recorrido por San Petersburgo en un día un LUNES)

Después de desayunar los deliciosos donuts, es hora de caminar hacia el Hermitage. Es un paseo de apenas 5-10 minutos. Te aconsejamos estar en el Hermitage sobre las 10h. Abren a las 10:30h, pero es mejor estar un poco antes para evitar cola. Como tienes que visitar San Petersburgo en un día, es mejor no perder demasiado tiempo esperando. ¡Y es que las colas llegan a ser infernales sobre las 11:30h!

El Hermitage es uno de los museos más importantes del mundo. Bueno, el edificio en sí ya es un museo. Fue el antiguo Palacio de Invierno de los zares y hoy alberga el segundo museo de arte más grande del mundo tras el Louvre en París.

Podrás disfrutar de un montón de obras. Tiene millones de piezas desde la Antigua Grecia hasta los grandes pintores europeos. Podrías pasarte todo el día disfrutando de sus salas, pero en este recorrido por San Petersburgo en un día aconsejamos pasar unas 2 horas. Creemos que es un tiempo suficiente para ver las obras más importantes del Hermitage y enamorarse del palacio.

Nuestro consejo es que al tener tan poco tiempo en San Petersburgo compres las entradas por internet. Cuestan 17,95$ (16€) en vez de 10€ pero la cola es diferente (y mucho más corta). Se pueden comprar a través de la web del museo

Muy importante
Si visitas San Petersburgo un lunes, el Hermitage está cerrado. Te aconsejamos substituir esta visita por el Palacio Yusupov
San Petersburgo en un día
La fachada del Hermitage

3. Pasear por Summer Garden

Después de tu visita al Hermitage, te aconsejamos caminar hasta estos preciosos jardines. Pedro el Grande fue el fundador de la ciudad y estableció su primera residencia en pleno corazón de la ciudad. Y además diseñó estos preciosos jardines. Pasea por sus caminos simétricos y disfruta de sus fuentes y esculturas italianas mientras recuerdas tu reciente visita al Hermitage. Sin duda, una parada imprescindible en este recorrido por San Petersburgo en un día.

4. Visitar la Iglesia del Salvador sobre la sangre derramada

En tu visita a San Petersburgo en un día no podría faltar una parada en su principal icono: la Iglesia del Salvador sobre la sangre derramada. Es muy parecida a la Catedral de San Basilio de Moscú.

Se construyó en honor al zar Alejandro II. Fue asesinado por una bomba precisamente en el mismo sitio donde ahora se alza la iglesia. Su fachada llena de mosaicos y sus cúpulas coloridas enamoran a cualquiera. Si quieres visitarla por dentro, la entrada cuesta 250 rublos (3,50€). Eso sí, es importante que sepas que los miércoles está cerrada.

San Petersburgo en un día
La iglesia más bonita que ver en San Petersburgo en un día

5. Comer en Marketplace

Para poder hacer este recorrido por San Petersburgo en un día, nosotros calculamos que deberías parar a comer como muy tarde sobre las 14h. No se nos ocurre un mejor sitio que Marketplace. Tiene varios locales en el centro de la ciudad. Nosotros te aconsejamos hacerlo en el de la avenida Nevsky, muy cerca de la próxima parada.

Es un restaurante buffet. Tienen bastante variedad de platos. Tú eliges los que quieres y pagas al final. Es ridículamente barato. Nosotros comimos dos platos cada uno con bebida por unos 9€ por persona.

Creemos que es el mejor sitio para comer durante tu visita a San Petersburgo en un día porque podrás escoger lo que quieres. Si prefieres otro restaurante, te dejamos los 7 mejores para comer barato en San Petersburgo.

San Petersburgo en un día
Preparando la pasta en Marketplace

6. Fotografiar la catedral de Kazán

En plena avenida Nevsky, justo en frente del restaurante te encontrarás con la majestuosa catedral de Kazán. Otra parada imprescindible en tu visita a San Petersburgo en un día.

A parte de su precioso exterior, que nos recordó bastante al Ayuntamiento de Belfast, en su interior hay un icono de la Virgen de Kazán. Es uno de los iconos más venerados por los rusos. Suele ser bastante habitual encontrarse grandes colas de locales que acuden a la catedral para besar este icono. La entrada es gratuita.

San Petersburgo en un día
La catedral de Kazan, uno de los edificios más bonitos que ver en San Petersburgo en un día

7. Conocer la catedral de San Isaac

En San Petersburgo no faltan catedrales. ¡Hay un montón y todas ellas preciosas! Una de las que más destaca en el centro de la ciudad es la catedral de San Isaac. Y es que su cúpula dorada se ve desde varios puntos de San Petersburgo. 

Fue diseñada por el arquitecto francés August Monferrand y se inauguró en 1858. Merece la pena conocer su interior. También puedes subir al mirador de la catedral para tener unas vistas fantásticas de San Petersburgo. La entrada completa cuesta 400 rublos (5,50€).

San Petersburgo en un día
La catedral de San Isaac y su famosa cúpula dorada

8. Visitar la Fortaleza de Pedro y Pablo

Una visita a San Petersburgo en un día no está completa sin visitar el lugar donde nació la ciudad. En 1703, los orígenes de la ciudad, Pedro el Grande mandó construirla para protegerse de posible ataques en una época conflictiva. En su historia la fortaleza nunca ha sido atacada, de hecho ha funcionado como una cárcel la mayoría del tiempo.

Actualmente es una de las sedes del Museo de Historia de San Petersburgo por su gran importancia histórica. En el recinto podrás visitar la impresionante catedral de San Pedro y San Pablo, las tumbas de varios gobernantes rusos y exposiciones sobre la historia de la ciudad. La entrada cuesta 750 rublos (unos 10€).

San Petersburgo en un día
La fortaleza de Pedro y Pablo

9. Enamorarse de la Mezquita de San Petersburgo

Una actividad diferente que hacer en San Petersburgo en un día es conocer su mezquita. Merece la pena observar todos sus detalles. A nosotros nos encanta el arte islámico y nos enamoramos de esta mezquita. Sus portales azules, la cúpula y los minaretes son preciosos.

Con capacidad para 5000 fieles es una de las mezquitas más grandes de Europa. Se construyó en 1913 y entonces, fue la más grande del continente fuera de Turquía. Disfrútala por fuera y sácale 1000 fotos. ¡Es preciosa!

San Petersburgo en un día
La preciosa mezquita

10. Conocer el buque Aurora

Este buque, ahora convertido en un museo, fue utilizado por los rusos en varias batallas. Por ejemplo en la Guerra Ruso-Japonesa y durante la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, es tan apreciado porque tuvo un valor muy importante durante la famosa revolución comunista de 1917. Uno de sus cañones indicó el inicio del asalto al Palacio de Invierno (donde está el Hermitage), en el cual participó la tripulación del Aurora.

Hoy lo puedes conocer por dentro. La entrada cuesta 600 rublos (unos 8€). Eso sí, es importante que sepas que cierran a las 18h. Quizá no llegues a tiempo, pero puedes disfrutarlo por fuera. ¡Impresiona!

11. Pasear por la avenida Nevsky

Mientras esperas el atardecer. O después de que el sol se haya puesto (dependiendo de las fechas) puedes pasear por la majestuosa avenida Nevsky. Es la principal arteria de la ciudad y allí encontrarás un montón de tiendas, cafeterías y galerías tan interesantes como el Passage.

San Petersburgo en un día
Cada esquina es una obra de arte

 

12. Disfrutar de un bonito atardecer desde uno de los canales

A San Petersburgo se la conoce como la Venecia del Norte. Aunque en realidad, a parte de esta ciudad rusa, hay un montón de ciudades con ese mote: Brujas, Ámsterdam, Estocolmo, Copenhague y Hamburgo.

Cuando se fundó la ciudad a manos del zar Pedro I el Grande, su intención era hacer de San Petersburgo una mezcla entre los canales venecianos y los edificios elegantes de Milán. ¡Y creemos que lo consiguió! Porque la ciudad tiene mucha influencia de ambas ciudades.

Aquí tienes dos opciones: o bien quedarte en alguno de los muchos puentes para ver como el cielo se tiñe de naranja o hacer un crucero por el río. Estos recorridos cuestan unos 500 rublos (7€ aproximadamente).

San Petersburgo en un día
Los canales, al atardecer

13. Cenar en Pizza 22cm

Para acabar este recorrido por San Petersburgo en un día te aconsejamos cenar en este restaurante. Como indica su nombre, en este local sirven pizzas de 22cm de diámetro. No son las más grandes que hemos visto, pero están realmente buenas. Perfectas para cenar e irse a descansar sin el estómago pesado.

Nosotros nos pedimos la Five Corners, rellena de ricotta y trufa. ¡Buenísima! Cada pizza no nos costó más de 6€. Así que si quieres comer barato en San Petersburgo, es una estupenda opción.

San Petersburgo en un día
La famosa Five Corners

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*

Responsable » Los Traveleros Worldwide S.L.
Finalidad » Gestionar y responder tus comentarios.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » Los datos que nos facilites estarán ubicados en los servidores de Webempresa (proveedor de hosting de Los Traveleros) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Webempresa.
Derechos » Podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos. Más información aquí.