20 cosas que hacer en Vilna (Lituania)

Vilna es una ciudad con mucho encanto gracias a su casco histórico medieval. Igual que las otras capitales bálticas, Tallin y Riga, nos parece una ciudad ideal para pasar un fin de semana. Te contamos 20 cosas que hacer en Vilna para que disfrutes cada rincón de la ciudad. También te recomendamos las mejores zonas y hoteles para alojarse en Vilna cerca de los principales atractivos. Nosotros nos quedamos en City Hotels Rudninkai, lo recomendamos por su excelente ubicación y buen precio.

En el mapa encontrarás la ubicación de todos los lugares que ver en Vilna para organizar más fácilmente tu visita.

20 COSAS QUE VER Y QUE HACER EN VILNA

1. Pasear por el centro histórico de Vilna

El centro histórico de Vilna es una de las ciudades medievales más bien conservadas en Europa. Sus calles de adoquines están repletas de iglesias preciosas y edificios históricos. Pasear sin rumbo por el casco antiguo es algo obligado que hacer en Vilna. Tiene rincones encantadores y se puede descubrir fácilmente a pie por su tamaño reducido. Además, hay muchos locales para comer rico y barato en la ciudad.

Si quieres conocer todos los secretos del casco histórico de Vilna puedes reservar un tour en español con un guía local.

que hacer en Vilna
El precioso centro histórico de Vilna

2. Tomar algo en la plaza del ayuntamiento

La plaza del ayuntamiento es un lugar imprescindible que ver en Vilna. Es la plaza principal de la ciudad y llama la atención por el gran edificio de estilo clásico que hay en un extremo. Fue originalmente el ayuntamiento de Vilna, pero ahora se usa como centro de exposiciones y actos culturales. En sus inicios era de estilo gótico, pero en 1799 se le dio el aspecto actual. En la plaza hay varios bares con terraza donde puedes tomar algo con vistas a uno de los lugares más característicos de Vilna.

3. Aprender sobre la historia del país en el Museo Nacional de Lituania

Si te gusta la historia, este museo es una parada interesante que hacer en Vilna. Allí encontrarás todo tipo de objetos que explican cómo vivían en el país desde la Edad Media hasta el presente. Hay desde restos arqueológicos hasta trajes tradicionales. La entrada cuesta 2€.

4. Descubrir la historia de la iglesia de San Casimiro

Esta iglesia rosada está en pleno centro de la ciudad. Aunque ahora luce preciosa, ha tenido una historia bastante convulsa. Fue la primera iglesia barroca en Vilna, construida en 1618. Sufrió varios incendios y tuvo que ser reformada en profundidad a mediados del siglo XVIII. El siglo pasado dejó de ser una iglesia para albergar un museo del ateísmo durante la época soviética. Afortunadamente hoy se puede visitar y disfrutar de su esplendor.

que hacer en Vilna
Una visita imprescindible que hacer en Vilna

5. Cruzar la puerta de la Aurora

Antiguamente el casco histórico tenía nueve puertas de acceso. La única original que se conserva desde el siglo XVI es la puerta de la Aurora, al sur de la ciudad. Ha sido un lugar de peregrinación muy importante porque tiene una capilla. Allí se encuentra un icono de la virgen muy aclamado por los fieles.

6. Conocer la catedral de Vilna

La catedral de Vilna es el edificio religioso más importante de toda Lituania. Se construyó en 1251, aunque poco queda de aquel edificio original. La catedral empezó a tomar su aspecto actual en 1419, aunque se han hecho un montón de restauraciones hasta la fecha. Su gran fachada neoclásica es impresionante. Es curioso que la torre de la catedral es totalmente independiente al edificio principal. Además, la plaza de la catedral es un lugar muy animado de la ciudad.

que hacer en Vilna
La preciosa catedral de Vilna

7. Pasear por la avenida Gediminas

Desde la plaza de la catedral sale una de las calles principales de la ciudad. La avenida Gediminas tiene un montón de comercios. Está genial para pasear tranquilamente y comprar algún recuerdo de la ciudad. No te olvides la cámara de fotos, porque también encontrarás fachadas muy chulas.

8. Disfrutar de las vistas desde la torre de Gediminas

Gediminas fue el líder del Gran Ducado de Lituania y encargado de construir una fortificación de madera sobre una colina en el siglo XIV. Esa construcción defensiva acabó siendo de ladrillo y ahora alberga una pequeña exposición sobre la historia de los castillos lituanos. También tiene una terraza con una de las mejores panorámicas de Vilna. La entrada cuesta 5€. Se puede llegar a la torre subiendo a pie o en teleférico por 2€ ida y vuelta.

que hacer en Vilna
La torre de Gediminas

9. Subir a la torre de TV de Vilna

La torre de televisión de Vilna es el edificio más alto de Lituania con 326 metros. No podía faltar un mirador para contemplar la ciudad y sus alrededores. Dicen que los días despejados hay visibilidad en un radio de hasta 50 kilómetros. La plataforma de observación está a 165 metros, a la misma altura que un restaurante con unas vistas alucinantes. La entrada al mirador cuesta 8€ entre semana y 11€ los fines de semana.

10. Visitar el museo de las víctimas del genocidio

Este museo es un lugar escalofriante que visitar en Vilna. Está ubicado en la antigua sede de la Gestapo durante la ocupación nazi de Lituania en 1941. Tres años más tarde se instaló la oficina del KGB, la policía secreta soviética. Hasta que Lituania volvió a ser independiente en 1991 allí sucedieron cientos de historias de terror para todos aquellos opositores al régimen: torturas, ejecuciones y deportaciones a Siberia. Es una visita dura pero muy necesaria para comprender la historia. La entrada cuesta 4€. Ten en cuenta que el museo cierra lunes y martes.

11. Entrar al bastión de Vilna

Otro símbolo del pasado de la ciudad es la fortificación defensiva. Puedes recorrer los túneles, donde se conservan algunas reliquias históricas. Desde la terraza del bastión hay unas bonitas vistas de la ciudad. La entrada cuesta 4€.

 

que hacer en Vilna
Una de las cosas más impresionantes que ver en Vilna

12. Quedar impresionado con la iglesia de Santa Ana

La iglesia de Santa Ana es una de las iglesias más bonitas que ver en Vilna. Su fachada gótica de ladrillo rojo llama mucho la atención. Dice la leyenda que incluso conquistó a Napoleón cuando sus tropas tomaron Lituania. Aunque parezca mentira, la iglesia se mantiene prácticamente intacta desde hace más de 500 años.

que hacer en Vilna
Una de las iglesias más bonitas que ver en Vilna

13. Contemplar los tejados desde el mirador más bonito de Vilna

En la calle Subačiaus hay un pequeño balcón con vistas preciosas sobre la ciudad. Se ven los tejados rojizos característicos y las torres de varias iglesias. Está genial para sacar una foto de postal.

que hacer en Vilna
Una panorámica preciosa de la ciudad

14. Visitar la República de Uzupis, algo curioso que hacer en Vilna

¿Sabías que dentro de Vilna hay una república? Hablamos de Uzupis, el barrio bohemio de la ciudad. Hace décadas era una de las zonas más desagradables de Vilna, pero en los 90 se instalaron un montón de artistas y le dieron un cambio de aires. Uzupis significa “detrás del río”. Allí encontrarás un montón de cafeterías, tiendas alternativas y un ambiente relajado con muchos eventos culturales. No te marches de Uzupis sin leer su propia constitución. Está redactada en varios idiomas sobre uno de los muros de este barrio tan original que ver en Vilna.

que hacer en Vilna
El cartel de entrada a la República

15. Ver la ciudad desde las Tres Cruces, una visita imprescindible que hacer en Vilna

Hay una leyenda que dice que 14 monjes franciscanos fueron asesinados en una colina en la Edad Media. Se pusieron cruces de madera en su memoria y con el tiempo acabaron siendo un icono de la ciudad. Pero lo mejor es su ubicación, que ofrece unas vistas preciosas de Vilna. Merece mucho la pena subir los escalones hasta arriba para disfrutar de una buena panorámica.

que hacer en Vilna
Las mejores vistas de Vilna

16. Conocer el castillo medieval de Trakai

Cerca de Vilna se encuentra uno de los lugares importantes para la Lituania del siglo XV. Por aquel entonces, el Gran Ducado de Lituania comprendía otros territorios como Polonia o Rusia y era el país más grande de Europa. El Castillo de Trakai está sobre una isla y fue un punto estratégico muy importante. Ahora su ambiente tranquilo atrae tanto a turistas como a locales.

Llegar hasta allí es muy sencillo, solo se tarda 40 minutos en bus. Desde la estación de autobuses de Vilna hay salidas cada 15 minutos aproximadamente.

17. Fotografiar el graffiti más famoso de Vilna

Ir a la caza de arte urbano es algo divertido que hacer en Vilna. No te costará demasiado, ¡hay muchísimos graffitis por toda la ciudad! Sin duda, el más famoso es el que representa a Trump echando el humo de un cigarro sobre la cara de Putin. En un principio los políticos se daban un beso, pero alguien lo modificó y quedó la versión actual.

que hacer en Vilna
Putin y Trump, protagonistas del graffiti

18. Ver el cambio de guardia en el palacio presidencial

La presidenta de Lituania tiene un lugar de trabajo excepcional. El palacio presidencial es un edificio majestuoso del siglo XIV. Desde entonces se ha reformado varias veces, pero siempre ha servido como residencia o lugar de trabajo de las personas más importantes del país. Cada sábado hacen tours guiados gratuitos por el interior del edificio donde incluso podrás ver la oficina presidencial.

Cada día a las 18h puedes ver el cambio de guardia. Si visitas Vilna un domingo, puedes acercarte al palacio presidencial a las 12h para ver la ceremonia de izamiento de la bandera.

19. Visitar la iglesia de San Pedro y San Pablo

Ya has podido ver que Vilna tiene muchísimos edificios preciosos. Si te gusta visitar iglesias no puedes perderte la de San Pedro y San Pablo, es una muestra única del barroco lituano. Quizá su fachada no llama mucho la atención, pero si entras quedarás con la boca abierta por la cantidad de detalles esculpidos en las paredes y el techo. ¡Es toda una maravilla que ver en Vilna!

20. Ir de excursión a Kaunas

Si te sobra un día puedes visitar Kaunas, la segunda ciudad más importante de Lituania. Tiene un casco histórico muy bonito de un tamaño ideal para pasar un día. Es muy fácil moverse en autobús entre las dos ciudades, el viaje solo dura una hora y media.

2 comentarios

  1. Hola, el graffitti de Trump lo han borrado, encontramos una guía de graffitis que visitar y ese y el que es de un español, cerca del museo de la.kgb ya no estan! Gracias por los consejoa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*

Responsable » Los Traveleros Worldwide S.L.
Finalidad » Gestionar y responder tus comentarios.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » Los datos que nos facilites estarán ubicados en los servidores de Webempresa (proveedor de hosting de Los Traveleros) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Webempresa.
Derechos » Podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos. Más información aquí.