Wanaka

Wanaka es uno de nuestros pueblos favoritos en Nueva Zelanda. Se encuentra en la isla Sur de Nueva Zelanda, cerca del Parque Nacional del Monte Aspiring, uno de los más espectaculares del país.

Atrae a turistas durante todo el año, aunque es muy popular durante los meses más fríos para disfrutar de sus pistas de esquí. Aunque en verano también es un destino muy popular para hacer actividades al aire libre. ¡Es un auténtico paraíso!

La ciudad está a la orilla del lago Wanaka, uno de los más bonitos de la zona. Queda relativamente cerca de Queenstown, aunque nosotros recomendamos visitarlas por separado y hacer un par o tres de noches en cada ciudad para conocer sus atractivos.

El principal emblema de Wanaka es el Wanaka Tree. Se trata de un árbol muy famoso ubicado dentro del lago. ¡Es una de las cosas más fotografiadas del país!

Aunque sin embargo, lo mejor de Wanaka está en los alrededores del pueblo. A pocos kilómetros encontrarás el inicio de la ruta senderista del Roy’s Peak, una de las más espectaculares de Nueva Zelanda. La ruta es exigente, pero después de la subida, las vistas te quitarán todo el dolor.

Evidentemente también tienes que aprovechar para visitar el Parque Nacional del Monte Aspiring, uno de los más espectaculares del país.

En las afueras de Wanaka están las Blue Pools. Como indica su nombre, son unas piscinas naturales de un color cristalino precioso donde podrás bañarte y refrescarte en los meses más cálidos.

Otra cosa imprescindible que hacer en Wanaka es subir al Mount Iron. Es uno de los miradores más accesibles desde el pueblo y las vistas son realmente bonitas. ¡Wanaka mola mucho! Quizá no tiene el nombre de Queenstown, pero sí atractivos muy chulos que merece la pena conocer. Así que nuestro consejo es que duermas en Wanaka como mínimo un par de noches.

¡Esperamos que disfrutes mucho de esta joya neozelandesa!

Botón volver arriba
Cerrar