Bremen

Bremen no es uno de los destinos más turísticos de Alemania. La ciudad se encuentra al norte de Alemania, a unos 120 kilómetros de Hamburgo, principal puerto de la Unión Europea. Sin embargo, a nivel turístico tiene varios atractivos que merece la pena conocer.

El Barrio Schnoor es nuestra parte favorita en la ciudad. Se trata de un barrio medieval encantador en el que parece que el tiempo no haya pasado. Casitas tradicionales y calles adoquinadas te remontarán a siglos pasados.

En pleno corazón de la ciudad se encuentra la famosa, Marktplatz donde está la Estatua de Rolando. Es uno de los principales iconos de Bremen ya que la leyenda dice que mientras esta estatua esté en pie, Bremen permanecerá libre e independiente.

Y muy cerca de la Marktplatz encontrarás una de las cosas más curiosas que ver en Bremen: la estatua de los músicos de Bremen. Representa unos de los cuentos infantiles más famosos de los hermanos Grimm. Muchos turistas se acercan a la estatua para fotografiarla.

El río Weser traviesa la ciudad. De hecho, Bremen tiene un puerto fluvial muy importante para la economía del país. Desde los distintos puentes sobre el río tendrás unas vistas muy bonitas del pintoresco centro histórico de la ciudad.

Un rincón agradable en la ciudad es el molino. Fue construido en 1888 y en la actualidad es un restaurante. En los alrededores hay un parque muy atractivo donde dar un paseo.

Bremen no es una ciudad muy grande. Apenas tiene medio millón de habitantes y su centro histórico se puede ver bastante rápido. Nosotros creemos que es fácil conocer sus imprescindibles en un día. Así que si tienes varios días en el norte de Alemania, recomendamos que vayas a conocer Hamburgo, que solo se encuentra a 60 minutos en tren de Bremen.

Botón volver arriba
Cerrar